A poesia de Laura Domingo Agüero

Primeira entrevista da série America Lucha, com a poesia de resistência produzida na América Latina. Trazemos nossa conversa com a poeta cubana Laura Domingo Agüero, escritora e artista multimídia, natural de Havana, que fala ao poeta Julio Urrutiaga Almada.  

 

Sobre a autora

Laura Domingo Agüero (La Habana, 1985.) Escritora, coreógrafa y realizadora audiovisual. Egresada del Instituto Superior de Arte. Ha ganado mención del XV Premio de poesía La Gaceta de Cuba, el concurso Wolsan-CubaPoesía en 2013 y la Beca de Creación Dador en 2015, entre otros certámenes. Poemas suyos están incluidos en antologías de Argentina y España. Autora del poemario De invocaciones y otros límites, que ha sido publicado por la Colección Sur, de Cuba y Proyecto Litoral, de México, DF. 

Entrevista bilingue

Vivir en las tinieblas nos impele a conocer los obstáculos interpuestos entre nosotros y la luz, ¿el lenguaje puede mover esos obstáculos o identificarlos? 

El lenguaje primero identifica, pero al hacerlo mediante la poesía, no limita la imagen, le otorga otras posibilidades. Es por ello que el verso puede ser habitado, nos acoge, se torna lugar. 

Memorizamos ciertos poemas para existir a través de ellos y alentados por ese impulso, los repetimos como un mantra, una oración. (Porque no espero ya otra vez volver / porque no espero ya / porque no espero ya volveri). 

Hay un poder en la reincidencia. La energía, como el fuego, se enciende con esfuerzo y mucha fricción. Esto es lo que salva, lo que nos conecta con un más allá, con lo trascendente. 

Todo el que aprecie la poesía conoce su voluntad salvadora. Si no mueve el obstáculo, al menos, lo identifica. 

La vida es esencialmente problemática y la poesía no puede suprimir este principio. Tampoco considero que aspire a ello. Su propósito parece o puede estar más cerca de la libertad, que es creación, y la sabiduría, pues la poesía atraviesa las barreras de lo formal, de los estereotipos, de las leyes, de todo aquello a lo que el ser humano suele apegarse para no sentirse solo, para no ser él mismo. Sin embargo, la poesía siempre es original cuando es sincera. 

La voluntad es una fuerza que puede moverse uniendo o desuniendo, formando comunidad o hacia la conformación del poder individual, de qué voluntad hablas en tu poema Índice en los labios? 

Cuando escribo poemas cortos a menudo cada palabra funciona como un símbolo unificador. En este caso, voluntad engloba muchas voluntades: la de alzarse, la de tener coraje, la de barrer con la resignación y las medias verdades. 

Escribí también ese verso pensando en Cuba, en lo que siento que debe superar mi país, en especial, el apego a las doctrinas, porque es antipoético, porque entorpece el desarrollo intelectual pues el pensamiento no puede estar en función de una ideología.  

Nosotros tenemos a un Lezama Lima, quien refundó la poesía nacionalTenemos también a Martí, y a Dulce María Loynaz, y, por supuesto, a muchos otros poetas que han marcado las pautas de nuestra tradición lírica desde el conocimiento profundo y los grandes valores universales. Este siempre debe ser el camino. 

A invocação é um limite e todo limite um começo. Estes, mais do que versos, são imagens, memórias como selos. Os 24 poemas que compõem este livro retratam uma Havana íntima e ferida e visam, com a finura de uma flecha, romper e resgatar o peso implacável da distância. De invocações e outros limites está antes de tudo um diário feminino repleto de signos, de música e de silêncios.

Clique na imagem para saber mais

Ver la consecuencia y causa de la naturaleza, como cuando la lluvia nace para bautizar los cuerpos, me parece significar la conexión con el curso natural y sus retribuciones, qué te gustaría  comentar sobre eso? 

La naturaleza es una vía de comprensión del mundo. Siempre pienso en la natura naturans de Spinoza y en el hecho notable de que los físicos y estudiosos de las leyes universales hayan partido de lo cercano para poder comprender lo más distante de nuestro planeta. Creo que con la poesía ocurre igual.  

He bebido de la influencia del haiku japonés, de la poesía azteca, de Inger ChristensenEmilyDickinson y otros autores quienes imbrican la experiencia vivencial con un entorno natural o bucólico. 

Esa frase en específico está insertada en mi libro Memoria, recientemente galardonado con el Premio Calendario, en el que se tejen una serie de recuerdos que duran lo que una tormenta de verano en el Trópico. De ese modo, se conforma el mapa emocional de una vida imbricando pasado y presente, tradición y contemporaneidad. 

A mí siempre me llama la atención la conectividad entre diferentes artes. Podrias hablarme de tu trabajo en la coreografia de Lo que no dije con palabras?  

A mí también me llama la atención la conectividad entre las diferentes manifestaciones artísticas, por eso, a pesar de lo difícil que resulta, no quisiera decidirme por la literatura, o la danza o el cine, excluyendo a las otras. 

El hecho de que me desarrollase en estas ramas surgió de forma espontánea y creo, en este punto, que me representa, porque siempre me ha llamado la atención la conexión de fenómenos, personas y lugares distintos en su apariencia. 

Mi madre es maestra de ballet y mi padre, escritor. Crecí entre libros y teatros, y eso influyó en mí, pero, por supuesto, no fue determinante. Nunca lo es. Lo determinante fue mi experiencia, mi curiosidad y mi pasión por cada una de estas manifestaciones. 

La coreografía la entiendo como una escritura escénica. Desde muy temprano no me interesó bailar, dedicarme a la carrera de intérprete, sino crear con los cuerpos decodificando un lenguaje tan estructurado como el ballet. 

Este interés partió de la literatura, en el instante en que descubrí en las palabras, formas, y en las formas, imágenes. Ahí se mezcló todo. Fue une revelación. 

Un niño que no es niño, no será un ser humano completo. Cual es la realidad de este dilema, particularmente en relación a las niñas, qué nivel de protección se les ofrece y que más se puede hacer?   

Creo que quien tiene una infancia feliz está salvado para siempre. Pienso que hay que ofrecer una mejor infancia a los niños, más llena de experiencias y de caminos hacia la comprensión del mundo. No soy madre, pero creo que educar a un ser humano no es limitar sino acompañar enseñando las herramientas básicas que necesitará en su adultez: fe en sí mismo, respeto hacia cualquier alteridad, y capacidad de asombro, que es goce de la vida. 

También es positivo dejar que los niños se aburran porque así se encontrarán a solas consigo mismos, y la soledad es importante.  

Luego, a niveles gubernamentales hay mucho que hacer aún en Latinoamérica, por ejemplo, para proteger a la infancia y no instrumentalizarla, y evitar la violencia en esas edades tan vulnerables. 

En general, me gusta preguntar siempre, ¿si hay algún sítio emblemático (en la habana u otra ciudad que la desees mencionar) que te invite a escribir o quizás una circunstancia?  

Casi siempre escribo sobre La Habana, y, dentro de la misma, sobre el Vedado, pero puedo hacerlo desde cualquier espacio, incluso en un aeropuerto. Durante mucho tiempo pensé que necesitaba de un lugar específico para sentirme a gusto y escribir; pero luego me di cuenta de que eso era una restricción que me estaba imponiendo. 

Creo que muchas veces he centrado mi interés en el Vedado porque lo conozco muy bien y me siento ligada a su evolución, pero he escrito también sobre otras ciudades del mundo que me han resultado inspiradoras como México DF, Medellín, Roma, París o Leiria, esta última, de Portugal. 

Todo es interesante y me encantaría poder escribir sobre cada sitio, experiencia y circunstancia que conozca. 

Sobre la campaña Evoluciona por la no violencia hacia a las mujeres, nos puede contar algo?

No tengo mucha información sobre esta campaña; pero, de cualquier manera, no creo que la violencia machista hacia la mujer se solucione con campañas sino con medidas concretas. Las campañas demuestran un error de los gobiernos y de sus políticas sociales. Por otro lado, la violencia hacia la mujer se sustenta a menudo en cuestiones como la brecha salarial, los estereotipos culturales, la celebración del Día de la Mujer, el desbalance de género en la crianza, siempre en detrimento femenino, y todo esto está amparado por la oficialidad. No podemos ser ingenuos. Estamos en el siglo XXI y aún hay países en los que el aborto es ilegal y está criminalizado, pero se tolera que un hombre abandone sus responsabilidades de padre asumiendo, como máximo, la de “patrocinador” de su propio hijo.

Creo que hay mucho que revisar al respecto y a niveles estructurales. En tanto, espero con ansias el Día del Hombre para poder regalar flores a mis amigos, y postales, y dulces. A casi todos les gustan los dulces.

A poesia de Laura Domingo Agüero

sobre o entrevistador

Entrevistas exclusivas  julio-almada-1-1024x797 A poesia de Laura Domingo Agüero

Julio Urrutiaga Almada é poeta, escritor, professor universitário, tradutor literário, dramaturgo e ator. Transeunte do Mundo. Identificado com a realidade latino-americana. Geminiano com ascendente em peixes e lua em câncer (marte em sagitário e vênus em Touro).  

Para comemorar seus cinqüenta anos de vida o poeta Julio Urrutiaga Almada lançou uma antologia com poemas selecionados em suas diferentes fases de criação poética. Clique aqui para saber mais.

 

Poemas de De invocaciones y otros limites

 

Soliloquio    

¡Qué transparentes las piedras de tu alrededor!  

Blancas, blanquísimas como el deseo  

y mi despedida.  

Como la descomposición de la luz.  

                                             Luz que ignoras.  

Rastro de otoño    

  

Vientos graves que se lo llevan todo,  

incluso la sentencia  

de los claveles recién cortados.  

  

Gotas desesperadas por caer   

y alas de insecto bajo la luz de cobre.  

  

Laberinto que mi sangre reclama.  

Nota al pie   

Vivo en un país de despedidas.  

Poemas de País sobre las aguas

ÁRBOLES BLANCOS  

  

Cruza el silencio. Sacude esta extraña paz.  

No habito dos mundos.  

Cuando cierro los ojos, mi vientre canta  

un cristal de miel que pesa como miles de partidas  

sobre un espejo de agua.  

  

Toma en tus manos mi invierno.  

Viste sin pudor los árboles blancos.  

DESCRIPCIÓN  

  

No por tocar las semillas implacables,  

no por apropiarme de cantos ajenos,  

no por dormir libre de murmuraciones  

he abierto mis manos,  

sino para que algo se deslizara entre ellas,  

algo que pudiera salvarse.  

LO CIERTO  

  

Nuestra dicha no puede ser recluida  

en estancias de nieve  

porque hay huellas que hablan debajo de la noche  

cuando todo tiembla.  

  

No has sido una confirmación en mis huesos.  

EnglishFrenchGermanPortugueseSpanish